11.15.2009

¿Cómo es una máquina de tatuar?

Una máquina de tatuar, está formada por partes que se ensamblan entre sí, más precisamente son cuatro partes El motor, el grip, el tips y las agujas.

El motor: es el encargado de mover las agujas, existen dos tipos, los rotativos que son los que mueven las agujas transformando el movimiento circular del motor en rectilíneo y después está el motor de bobinas, que justamente esta formada por dos bobinas y tiene el mismo funcionamiento que un timbre de puerta, (ver imágen) pero en lugar de un martillo, tiene un pin donde va la varilla donde están las agujas, más adelante veremos eso.

Imágen tomada de wikipedia, de este artículo


Trabaja con un transformador o fuente de corriente regulable de 0 a 12v. y 2 amperes (U), lo que quiere decir que no transmite a las personas ninguna especie de corriente (siempre me preguntan).

 
Esas bobinas (E) son electromagnéticas lo que hace que cada vez que son atravesadas por corriente eléctrica “se transforman” en un imán atrayendo una barra de metal (A) que a la vez hace que baje la aguja, al mismo tiempo se interrumpe automáticamente la corriente (T) y todo vuelve a su lugar, una vez que todo vuelve a su lugar las bobinas son atravesadas nuevamente por corriente y el ciclo vuelve a repetirse miles de veces por minuto, exactamente el mismo sistemas que los timbres.

El grip: es la parte central de la máquina por donde el tatuador la toma, vienen diferentes tipos de grips de todas formas, texturas, materiales y tamaños, pudiendo así el artista elegir el de su preferencia, dicho grip se ensambla en la máquina, y se ajusta con un tornillo.

El tips: su forma varía según la cantidad de agujas que se utilice, es la parte que está en contacto directo con la sangre, se debe esterilizar junto con el grip.


Las agujas: están comunicadas por una varilla, con el motor, al ser muy finas, más aún que un grafo (mina de lápiz mecánico) de 0.5mm, se sueldan entre sí de dos, tres o hasta once agujas , se pueden soldar en forma circular o chatas, una al lado de la otra, cual si fuera un peine, (los yips vienen de diferentes formas para que las agujas se ajusten cómodamente) esto se utiliza para cubrir zonas muy grandes, en menos tiempo de lo que se haría con agujas soldadas en circulo o para lograr diferentes efectos.

Esto hace creer que duele más el tatuaje, pero sucede todo lo contrario ya que, cuanto menos agujas, se necesita más tiempo de trabajo en la zona, y puede que no quede pintado uniformemente. Según el diseño es la cantidad de agujas que el tatuador va a utilizar, para hacerlo en el menor tiempo posible.

La máquina está comunicada por un cable que tiene un interruptor (pedalera) (K) que el tatuador acciona con el pie cada vez que va a hacer un trazo.